Diccionario

¿Qué es el IVA?

El Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) es un impuesto indirecto que grava los bienes y servicios que se consumen en España. Esto quiere decir que cada vez que se realiza una transacción de compra/venta se aplica un tributo determinado según su categoría que debe pagar el consumidor; aunque será la empresa o autónomo quien tendrá que transferir este impuesto a la Agencia Tributaria.

Tipos de IVA

Qué es el IVA, qué tipos de IVA existen y cómo se declara

  • General: grava la mayoría de operaciones de consumo con un 21%.
  • Reducido: grava con un 10% el consumo de agua, la venta de productos agrícolas, forestales o ganaderos, los servicios de hostelería, los alimentos destinados al consumo humano o animal, los productos e instrumentos sanitarios, la venta de viviendas, el transporte de viajeros o las importaciones de antigüedades, entre otras operaciones.
  • Súper reducido: grava con un 4% la venta de medicamentos, libros, alimentos básicos (como pan, leche, frutas, quesos, huevos, cereales, etc.), prótesis, periódicos o vehículos para minusválidos, entre otras operaciones.

Hay que tener en cuenta que estos gravámenes únicamente aplican en la Península. Por ejemplo en el caso de las Islas Canarias se usa el famoso IVA Canario o Impuesto General Indirecto Canario (IGIC) cuyos porcentajes varían significativamente.

El IVA repercutido y el IVA soportado

  • Repercutido: también conocido como devengado, es el impuesto que se grava a los consumidores pero que deben recaudar los autónomos y empresarios. Sería la cantidad porcentual que se añade al coste neto del bien o servicio.
  • Soportado: se trata del tributo que deben pagar los autónomos y empresarios. Depende de la adquisición de bienes o servicios relacionados con la actividad económica de la compañía.

Estos dos conceptos están relacionados entre sí ya que para calcular el Impuesto sobre el Valor Añadido que debe pagar una compañía (trimestral o anualmente) se resta el repercutido del soportado.

El modelo 303

Los autónomos y las empresas deben usar el formulario 303 de la Agencia Tributaria para abonar el IVA que previamente han cobrado a los consumidores. Este documento se presenta de manera trimestral y anual (en el último cuatrimestre se usa el modelo 390) durante el ejercicio fiscal. Una vez que se presente el modelo 303 su resultado puede ser: positivo, negativo a devolver, negativo a compensar, resultado cero o sin actividad.

Preguntas similares:

Newsletter
Newsletter
Contacto
¡Síganos!
Tus configuraciones para los cookies de esta página web:

Selecciona cuál de los siguientes cookies la página web puede usar. Puedes cambiar los ajustes de nuevo en cualquier momento a través de nuestra política de privacidad.

Cambia tus preferencias de cookies con el control deslizante:
Necesario
Necesario
Estadísticas
Estadísticas
Confort
Confort
Targeting
Targeting